Saltar al contenido

Limpia las Rejillas y las Bandejas del Horno en la Bañera

Si ya has limpiado el interior del horno y lo has dejado como los chorros del oro, ahora toca dejar como nuevo las rejillas.

Las rejillas con el paso del tiempo si no se limpia con frecuencia puede que la grasa se incruste de forma rebelde.

rejillas horno sucias

Como imagino en tu casa hay una bañera y un buen detergente con el que limpias la vajilla, si es así tengo un a buena noticia para ti, ¡Esto es todo lo que necesitas!

El primer paso es sencillo, deja a remojo durante un día la rejilla esto hará que la limpieza necesita menos esfuerzo. En caso de que la grasa este muy incrustada, se recomienda antes de este paso pulverizar la rejilla con KH7.

Es muy común que la gente no limpie el interior de su horno con la regularidad que desbebería, pero no lo hacen por vagancia, es todo lo contrario, es que el horno en muchos hogares no descansa un solo día.

Si necesitas limpiar el interior de un horno en tiempo récord puedes utilizar Mr Muscle un desengrasante muy potente.

¿Como Limpiar la Bandeja y las Rejillas de un Horno?

Para realizar el proceso de forma correcta necesitaremos:

  • Dos toallas viejas
  • Detergente en polvo de lavavajillas
  • Una esponja no abrasiva
  • Una bañera

Pasos para Limpiar las Rejillas y la Bandeja del Horno

  1. Desmontar las Rejillas: Lo primero que tenemos que hacer es desmontar las rejillas del horno e ir al baño donde esta nuestra querida bañera.
  2. Proteger la Bañera: Para evitar dañar la bañera utilizaremos una toalla, hay la dejaremos en el fondo.
  3. LLenar la Bañera: Ahora es el momento de llenar la bañera hasta dejar sumergida la rejilla, el agua es mejor que este caliente, cuanto más mejor.
  4. Introduzca el Detergente: Con la rejilla sumergida en agua caliente verteremos una taza de detergente en polvo para lavavajillas.
  5. Remover el Agua: Remueve el agua y dejala que repose y haga su efecto unas 24h.
  6. Hora de Trabajar: Transcurrido el tiempo de “remojo” es hora de trabajar, con una esponja o cepillo frotaremos las parte sucias, si has hecho el proceso correctamente no será difícil.
  7. Enjuagar y Secar: Cuando ya tengamos la rejilla limpia de grasa, solo queda secar, para eso utilizaremos otra toalla, preferentemente vieja.
  8. A Disfrutar: Ya has terminado y tus rejillas brillan más que cuando las compraste, dedicale unos minutos a visualizar el espectáculo antes de volver a montar en el horno.

Como ves los pasos para limpiar los accesorios internos del un horno son sencillas y no requieren de mucho esfuerzo.

Tener unas rejillas y las bandejas limpias hacen que cuando cocinemos nuestros platos no se mezclen con olores raros de anteriores opciones.